El presidente de Patrimonio Nacional dimite.

 

Captura de pantalla 2015-08-07 a la(s) 13.11.55

 

“Abandono la presidencia. Es el momento, debo recoger mis cosas y dedicarme a mis asuntos” con estas palabras a El Confidencial se despide de su cargo José Rodríguez-Spiteri. El que será el último presidente puesto a dedo ya que los siguientes serán del cuerpo de funcionarios.

En esta entrevista viene a confirmar los peores temores de AME sobre cómo se va a dotar el Museo de Colecciones Reales y es vaciando los palacios y museos como El Monasterio y lo cuenta así: 

” Acabamos de hacer la selección. ¿Ves ese dossier de ahí? (una gran caja junto a su mesa de trabajo) Contiene las fichas de las más de 600 obras que formarán parte del museo” y añade ” Al principio la idea era vaciar los peines de los almacenes que están llenos de objetos maravillosos. No es así, en los peines no hay nada. Los cuadros importantes están todos colgados y el mobiliario está por todas partes.”

Blanco y en botella van a cerrar decenas de salas llevarse cientos de obras para su macroproyecto que más parece un absurdo pique con el Prado, para ganar visitantes a costa de perderlos nosotros y hundir el turismo local. Como se va este señor ya le da igual decirlo abiertamente la patata caliente pasa a su sucesor.

Después de esto ya no lo pueden disfrazar de reorganización o como lo quieran llamar, es un cierre y expolio en toda regla, un ataque peor que el de las tropas francesas a principios del 1800 porque esta vez viene desde nuestro propio gobierno, desde el ministerio de la presidencia que es quien mueve los hilos de este ente.

Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.